¿Te has preguntado alguna vez si algo que tienes en casa podría causarte graves problemas de salud o incluso la muerte prematura? Pues, la mayoría de personas sí que tienen algo así. Se encuentra en la mayoría de hogares y es realmente dañina. La leche es una de las pocas bebidas que todavía se da a los niños como si fuera un alimento saludable, pero es exactamente lo contrario.

Consumir leche pasteurizada no es tan bueno para nuestra salud o para los huesos como la industria láctea nos ha hecho creer. Una gran cantidad de científicos e investigadores se han puesto manos a la obrar para intentar parar esta maquinaria propagandística.¿Quieres saber más? Haz clic abajo donde dice “Quiero Seguir Leyendo”.